24h Murcia.

24h Murcia.

"1.300 murcianos con inmunodeficiencias necesitan plasma para sus tratamientos"

En Murcia, la Consejería de Salud ha destacado la importancia de la donación de plasma por parte de los ciudadanos, ya que alrededor de 1.300 murcianos necesitan este tipo de donaciones para la elaboración de fármacos que se utilizan en sus tratamientos, según informaron fuentes de la Comunidad en un comunicado de prensa. La Semana Mundial de las Inmunodeficiencias Primarias, que se celebra del 22 al 28 de abril, es una oportunidad para concienciar sobre estas enfermedades.

El consejero de Salud, Juan Jose Pedreño, visitó el Centro Regional de Hemodonación para animar a los murcianos a donar sangre y plasma, destacando que las inmunodeficiencias primarias son enfermedades raras que afectan al sistema inmunológico. Pedreño subrayó que las inmunoglobulinas derivadas del plasma humano son fundamentales para el tratamiento de estas enfermedades, y que la vacunación y hábitos saludables también juegan un papel clave en la protección de los pacientes.

Desde junio de 2022, la Región de Murcia implementó un programa específico para la donación de plasma, la plasmaféresis, que ha permitido realizar 1.221 donaciones de plasma de 397 donantes censados hasta la fecha. Estos productos farmacéuticos derivados del plasma también se utilizan en el tratamiento de otras enfermedades raras, como quemaduras graves, leucemia y VIH pediátrico.

Más de 2.500 habitantes de la Región padecen una de las 12 enfermedades raras más comunes que pueden tratarse con medicamentos derivados del plasma. Una vez extraído, el plasma se transforma en productos farmacéuticos como inmunoglobulinas, albumina, factor VIII y prolasplan, que se distribuyen en todos los hospitales de la Región.

La donación de plasma solo puede llevarse a cabo en el Centro Regional de Hemodonación de Murcia, de lunes a viernes y con cita previa. Las personas interesadas pueden contactar al centro a través de diversos medios, como teléfono o correo electrónico. Además, se recuerda que el tratamiento con terapias derivadas del plasma ha tenido un impacto significativo en enfermedades como la hemofilia, mejorando la calidad de vida de los pacientes.