24h Murcia.

24h Murcia.

Futuro progresista en las juntas vecinales municipales de Cartagena: el PP toma el control por primera vez

Futuro progresista en las juntas vecinales municipales de Cartagena: el PP toma el control por primera vez

MURCIA, 3 Dic.

En un hecho sin precedentes, el Partido Popular ha asumido la presidencia de las 12 juntas vecinales de Cartagena. La alcaldesa y presidenta del PP de Cartagena, Noelia Arroyo, ha destacado que esto representa una gran responsabilidad pero también una gran oportunidad para fortalecer el modelo de participación y descentralización del partido desde el gobierno.

Arroyo ha recordado que el Partido Popular fue el partido más votado en las elecciones municipales y que están emocionados por esta nueva etapa, en la que los presidentes y vocales trabajarán arduamente para mejorar la atención que se merecen los vecinos.

El PP gobernará por primera vez en el Llano del Beal y ha obtenido victorias en Alumbres, Perín y Pozo Estrecho. Asimismo, ha logrado mayorías absolutas en El Algar, La Puebla-La Aparecida, Los Dolores, El Albujón-Miranda, Isla Plana y Molinos Marfagones, además de retener las juntas vecinales de La Aljorra y La Palma.

La alcaldesa ha destacado el compromiso del Gobierno de aumentar más del doble las inversiones que serán decididas por los vecinos en cada uno de sus territorios. El fondo destinado a estas inversiones se ha multiplicado por cinco en la legislatura anterior, llegando a los 4 millones de euros, y se duplicará en esta legislatura con un presupuesto de 5,3 millones de euros.

Además, la alcaldesa ha prometido aumentar el presupuesto de las juntas vecinales en un 15 por ciento cada año y el de los 7 distritos en un 25 por ciento. También se compromete a crear nuevas juntas vecinales para avanzar en el modelo de participación y descentralización del partido.

Arroyo ha concluido señalando que estas medidas se toman porque se cree firmemente que las decisiones sobre obras en un barrio o en un distrito son más acertadas y eficaces cuando son tomadas por los propios vecinos.