La última semana ha presenciado una pérdida de 9 hectómetros cúbicos en los pantanos de la cuenca del Segura.

La última semana ha presenciado una pérdida de 9 hectómetros cúbicos en los pantanos de la cuenca del Segura.

Las reservas de agua en los pantanos de la cuenca del Segura han disminuido nueve hectómetros cúbicos en comparación con la semana pasada, según datos del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (MITECO). Actualmente, los embalses del Segura cuentan con 261 hectómetros cúbicos, lo que representa una reducción de 124 hectómetros cúbicos en comparación con el mismo período del año pasado, y 144 hectómetros cúbicos menos que la media habitual para esta época del año (405 hectómetros cúbicos). La capacidad total de los pantanos de la cuenca del Segura es del 22,9%.

A nivel nacional, la reserva de agua embalsada ha disminuido en un 0,7% esta semana, a pesar de las últimas lluvias, lo que se traduce en una pérdida de 407 hectómetros cúbicos. Actualmente, la reserva hídrica en todo el país es de 19.368 hectómetros cúbicos, lo que representa el 34,6% de su capacidad total. En comparación con la media de los últimos diez años, los embalses tienen un 27,82% menos de agua, aunque se encuentran con un 10,05% más de agua que en la misma fecha del año pasado, lo que equivale a 3,17 puntos porcentuales más que en la misma semana de 2022. Estos niveles son los cuartos más bajos en los embalses en los últimos 33 años desde que se tienen registros.

Las lluvias han afectado principalmente a la vertiente Atlántica y en menor medida a la vertiente Mediterránea. Barcelona ha sido la ciudad donde se han registrado las mayores precipitaciones, con 51,6 litros por metro cuadrado.

En cuanto a las cuencas hidrográficas, las reservas de agua varían significativamente. La cuenca del Cantábrico Oriental cuenta con un 78,1% de su capacidad, mientras que la cuenca del Cantábrico Occidental tiene un 70,4%. La cuenca Miño-Sil se encuentra al 56,4%, la cuenca Galicia Costa al 53,4%, las cuencas internas del País Vasco al 66,7% y la cuenca Guadalete-Barbate al 51,1%.

La mayoría de las cuencas hidrográficas se encuentran por debajo del 50% de su capacidad total. Por ejemplo, la cuenca del Duero está al 41,3%, el río Tajo al 46%, el río Guadiana al 23,5%, el río Guadalete-Barbate al 15,1%, el río Guadalquivir al 17,9%, la cuenca Mediterránea Andaluza al 22,5%, la cuenca del Segura al 22,9%, el río Júcar al 47,1%, el río Ebro al 33,3% y las cuencas internas de Cataluña al 20,7%.

Si se excluye el año pasado, cuando la reserva hidráulica estaba al 31,39%, hay que remontarse a 1995 para encontrar una cifra más baja en los embalses en esta misma semana. En 1995, la reserva de agua estaba al 25,52% y un año antes, en 1994, al 33,83%. Por lo tanto, esta semana de 2023 es la cuarta con menos agua embalsada desde 1990, hace 33 años, cuando comenzaron los registros de la reserva hidráulica.

Tags

Categoría

Murcia