24h Murcia.

24h Murcia.

"Proyecto Centro Educa en El Espíritu Santo beneficia a 40 menores"

En la mañana de hoy, la concejal de Bienestar Social, Familia y Salud, Pilar Torres, ha realizado una visita al Centro Educa de Espinardo con el objetivo de conocer de cerca las acciones que llevan a cabo con los menores que se encuentran bajo su cuidado.

Este centro tiene como misión principal brindar atención y cubrir las necesidades fundamentales de niños y niñas en edades tempranas, abordando diversas capacidades como la lingüística, cognitiva y emocional, especialmente en la comunidad del barrio de El Espíritu Santo.

Además, una de las funciones destacadas de este proyecto es la labor social que realizan con el barrio, en particular con aquellas familias derivadas de los servicios sociales.

El Centro Educa, con sus 30 años de existencia, se estableció con el propósito de garantizar que los menores puedan satisfacer sus necesidades básicas al acudir al centro, facilitando así la escolarización de aquellos pertenecientes a familias con escasos recursos económicos y en riesgo de exclusión social, promoviendo su integración tanto social como laboral.

"Este espacio busca ampliar y mejorar la protección y educación integral de la primera infancia, sobre todo en los niños y niñas más vulnerables y desfavorecidos. Por lo tanto, desde el Ayuntamiento de Murcia reiteramos nuestra apuesta por brindarles el apoyo necesario para llevar a cabo esta importante labor", afirmó Pilar Torres.

El centro consta de tres aulas divididas por tramos de edad para ofrecer una atención más personalizada a los menores. Atiende a un total de 39 niños y niñas, con edades entre los cinco meses y los tres años, muchos de los cuales son de origen gitano o procedentes de otros países.

El proyecto se desarrolla a lo largo del año escolar, centrándose en el trabajo por rutinas, ya que en estas edades es un elemento central en su desarrollo; las rutinas incluyen aspectos como la higiene, alimentación, descanso y protección, entre otros.

Además, el centro lleva a cabo diversas actividades para que los menores puedan alcanzar los objetivos establecidos para este ciclo, trabajando de forma proyectual. Esta metodología se basa en la manipulación, observación y experimentación de recursos y materiales por parte de los niños.

Para concluir, es importante mencionar que se organizan actividades en las que participan las tres aulas, con el propósito de promover la interacción entre los niños de diferentes edades, involucrando a las familias de manera positiva en el sistema educativo.

"Nos esforzamos en que los padres participen y colaboren con nosotros, intercambiando ideas, proporcionándoles información sobre los objetivos del curso y ofreciéndoles nuevas pautas educativas que les ayuden en su labor como padres y contribuyan a unificar criterios y objetivos", concluyó Torres.